lunes, marzo 13, 2006

Interpretando poses...

Ayer me exalté leyendo sobre la Kinesia (ese cúmulo de gestos con los que nos comunicamos) y dejé pendiente para hoy profundizar en el significado de toda esa mímica con la que hablamos sin hablar. Para interpretarla con propiedad es necesario tener en cuenta el estado anímico pues lo que reflejan nuestros gestos son básicamente emociones. Los movimientos Kinésicos son complejos y dependiendo de las circunstancias tienen varios significados. Por ejemplo, un puño cerrado con el pulgar arriba o abajo significa aprobación o desacuerdo pero en Grecia es un signo obsceno (por similitud con algún apéndice corporal masculino…). También es importante la distancia entre los interlocutores, el espacio vital se delimita sobre unos 0,5 metros, a los que solo suelen acercarse amigos íntimos y familiares, mientras que hasta los 2 m se encuentran los conocidos. Así un acercamiento al gesticular es literalmente un intento de aproximación emocional y todos hemos oído la expresión “mantener las distancias”, un aviso de invasión del espacio personal se observa claro cuando uno se endereza alejándose.

Posición inverosímil de Jose Luis garci En una conversación lo primero a tener en cuenta es la postura corporal (a la izquierda ejemplo de como no se debe estar!!), es un signo de aceptación y está claro que para hablar con alguien lo mejor es hacerlo de frente por lo que tomar una posición lateral indica desinterés o abierta hostilidad aunque situarse uno al lado del otro puede indicar, en ambientes laborales, complicidad o cooperación. La orientación también puede estar motivada por la intimidad, que dentro de un grupo amplio, un par de personas decidan situarse más próximos puede ser para iniciar una conversación más privada (o para “poner Verde” a alguno de los presentes). Tomar posiciones enfrentadas implica interés por la otra persona o la manifestación de tomar posiciones defensivas ante alguien “amenazante”. De igual forma “daremos la espalda” a alguien que no nos agrade. También es importante la movilidad que presentamos ante alguien, siempre nos acerca a la otra persona hacer ademanes que unidos a nuestras palabras pueden crear un clima adecuado para mantener la atención e incluso motivar a la réplica aunque es contraproducente realizar demasiados gestos o moverse mucho (incluso sentado en una silla) ya que así se expresa inquietud y nerviosismo.

Centrándonos ya en los gestos podemos empezar por los más simples, por los que no necesitan ni explicación: mover la cabeza de derecha a izquierda y viceversa es universalmente conocido como NO. También sabemos hacer el socorrido “OK” o la “V” de la victoria, aunque hay que tener cuidado de que este último se haga con la palma de la mano hacia afuera, de lo contrario se puede entender bastante mal… También tenemos los que están presentes simplemente por el estado anímico, mirar hacia abajo acompañado de ojeras, bostezos y parpadeo constante es claro signo de sueño, o una sonrisa “Profident” en alguien que canturrea indica que está más contento que unas pascuas!! Luego están los gestos ilustrativos que se realizan para enfatizar lo que decimos (como mostrar la palma de la mano frente a alguien cuando queremos que se pare) y los que nos permiten ceder la palabra (como asentir mientras alguien habla o avanzar cuando queremos decir algo), incluso algunos que nos vienen inducidos por la conversación, para expresar concordancia con la opinión de alguien es habitual que se imiten sus gestos, una forma de acercarse a el/ella pero que puede volverse improductivo si imitamos en exceso. Fuera de todos estos hay miles de gestos (algunos de ellos 100% personales) con los que decimos, incluso de forma inconsciente, más de lo que podría parecer.

Conversando!!Dentro de la Kinesia hay que destacar la Expresión facial, lo que llamamos “mirada social” (lo primero que “solemos mirar” de una persona) comprende desde los ojos hasta la boca ya que esta es la parte que más usamos en el lenguaje corporal. Es la más fuerte de todas las interacciones pues cuando escuchamos a alguien centramos la mirada en sus ojos, con ella comunica conscientemente gran parte del mensaje pero también se escapa involuntariamente información muy interesante, sobre todo porque estos son movimientos muy difícil de controlar. Un rápido movimiento de ambas cejas acompañado de una sonrisa indica placer ante llegada de alguien. Dejar una sola ceja levantada implica complicidad, casi siempre se usa para bromear. Cuando inclinamos la cabeza ligeramente es que escuchamos muy atentos. Juntar las cejas con un leve movimiento de cabeza sirve para expresar nuestro desconcierto por algún comentario o poner cara de enfado nos vendrá bien al reprender a nuestro perro cuando actúe mal.

Otra cosa muy diferente es la mirada, ella solo necesitaría hojas y hojas para interpretarla debido a su gran importancia pero si se puede apuntar algún ejemplo. Hay que comenzar diciendo que para interpretar una mirada no solo hay que tener en cuenta el gesto, sino el entorno, hacia quien va dirigida (pues esta puede dirigirse a alguien en concreto) e incluso si es correspondida. Respecto al origen de la mirada es importante la forma de mirar, la dilatación de las pupilas e incluso la frecuencia de parpadeo. Las pupilas se dilatan cuando centramos la mirada, o sea, cuando estamos interesados en lo que miramos y cuanto más parpadeemos más nerviosos estamos. En un contacto visual hay mucha más expresividad que en cualquier otro gesto porque con solo mirar a los ojos adivinamos el estado anímico del otro a la vez que sabemos que él conoce el nuestro, eso genera gran complicidad y es un gran punto de partida. Además posibilitar ese contacto visual habla muy a las claras de lo que sentimos por esa persona, regir una mirada impide entablar conversación.



Contacto Visual!!

La frecuencia con que se cruzan las miradas es un indicativo de sinceridad y del interés mutuo. Generalmente se centra la mirada en alguien con quien queremos hablar, cuando está muy lejos o cuando permanece callado y queremos incluirlo en la conversación y en especial cuando ese alguien nos gusta aunque también disminuye cuanto más cerca se encuentran los interlocutores, cuando se tratan temas muy personales o si no hay interés en esa persona. Prolongar la mirada sin parpadear es una invasión de su espacio vital y la entendemos como amenaza e imposición a la vez que mirar “de pasada” suele denota desinterés. Bajar la mirada es claramente un signo de sumisión y regir la mirada suele comportar algún tipo de mentira al hablar. De hecho cuando estamos conversando y quien nos escucha mira fugazmente la puerta es que está en incomodo y desea abandonar la conversación. Además la forma de mirar es esencial en caso de duda, una mirada vigilante expresa claramente un posicionamiento inferior al del otro por lo que debe vigilar sus movimientos, por eso no es conveniente forzar un contacto visual, lo mejor es dar pie a que ocurra pero sin hostigar.

Mirada cariñosa!! Otro de los puntos fuertes de la “mirada social” es la sonrisa aunque con ella pocas veces se pueden expresar emociones fuera de la alegría salvo quizás sarcasmo. Aún así la sonrisa en una de las armas más poderosas, demuestra aceptación y carácter afable, con ella atraemos la mirada. Además nos sirve para calmar situaciones tensas y comunicar optimismo, es más fácil regalar una sonrisa que un piropo.

Otra parte fundamental de la Kinesia se centra en las manos, es nuestro instrumento primordial y lo utilizamos hasta para comunicarnos. Uno de los gestos más comunes que realizamos casi subconscientemente y que en gran parte delata nuestras intenciones es el apretón de manos. La posición de la mano indica poder, presentarla en vertical es igualdad mientras que inclinada con la palma hacia abajo expresa superioridad y hacia arriba sumisión. La fuerza demuestra nuestro grado de autoconfianza, es mejor usar una ligera presión para que se vea nuestra seguridad. Además puede realizarse acompañando el gesto con la otra mano apoyada en el brazo de la otra persona, así expresamos confianza ante una persona conocida y justo lo opuesto frente a alguien que nos acaban de presentar (debido a la “irrupción” del espacio vital ajeno). Ya metidos en conversación las manos participan sutilmente, se puede decir que una palmas hacia arriba indican sinceridad y honestidad, mientras que boca abajo indican timidez y en ocasiones un disfraz, un intento de ocultar sentimientos.

Conversando!! Las palmas abiertas implican dominancia mientras que cerrarlas dejando un dedo extendido es símbolo de control y cierta agresividad (como cuando regañamos con el índice). Entrelazar las manos se interpreta como un índice de nuestra negatividad, es un gesto de autoprotección (un Pseudo-escudo) y dependiendo de la altura nos protege más o menos, entrelazarlas a la altura de la cadera es ligera negatividad mientras que ocultarse tras ellas es una señal de cierto pesimismo. Otro gesto un tanto maquiavélico es frotarse las manos, suele indicar la esperanza de un beneficio próximo mientras que juntar las yemas de los dedos de ambas manos es un gesto de gran seguridad y autoconfianza, lo mismo que agarrarse las manos a la espalda, con lo que también se demuestra dominio a menos que se cojan las muñecas, un gesto de impaciencia (es el lugar del reloj) e inseguridad.

Morderse las uñas, repiquetear con ellas en la mesa o chasquear los dedos demuestran nerviosismo y cierta falta de autocontrol. Al contar mentiras es común tocarse la nariz o frotarse los ojos (salvando las posibles inconveniencias de resfriados o ambientes cargados de humo) al igual que rascarse el cuello o apretar los dientes. Apoyar la barbilla en la manos es que estamos aburriendo al pobre destinatario de nuestras palabras mientras que si se toca la sien es que está bastante interesado y comprendiendo el mensaje. Además gesticular con las manos no es algo que ocurra solo conversando, un gesto de cierta chulería es meterse las manos en los bolsillos dejando los pulgares fuera.

Palmas en !!También los brazos hablan por nosotros, lo más habitual es cruzarlos y al igual que las manos se interpreta como autoprotección aunque con connotaciones, si nos cogemos de los brazos denota expectación e interés u hostilidad si cerramos los puños. En algunas personas es normal crear una barrera de formas más sutiles, se puede interponer el bolso o la carpeta del colegio para protegernos. De la misma forma cruzar la piernas tiene varios significados (algunos muy sensuales!!). Cruzarlas de pie denota inmovilismo y terquedad y podemos entender una actitud más abierta en el grado en que estén de cerradas, cruzar los tobillos es una posición intermedia entre la defensa y la confianza, este gesto tiene variaciones muy llamativas pues en vez de usar las dos piernas podemos cruzar un pierna con algún travesaño de la silla donde nos sentemos.


Gesticulando!!!!

En realidad todos estos no son los únicos gestos con los que hablamos, hay otras mil formas de expresarse, por ejemplo fumar, si estos viciosillos exhalan el humo hacia arriba se indica un ánimo optimista, al frente entendimiento (igualdad de niveles entre los conversadores) o hacia abajo en actitud de cierto rechazo. Quitar la ceniza dando muchos golpes expresa nerviosismo e inseguridad, y apagarlo a las pocas caladas es literalmente prisa, ganas de terminar la conversación. Para sopesar una idea muchas personas (yo incluido) mordisqueamos la patilla de nuestras gafas. Hasta nuestra vestimenta es susceptible de interpretación (la imagen es la imagen). Llevar traje no nos deja en buen lugar si vamos encogidos o desarreglados aunque ir de punta en blanco y mega-engominado tampoco lo soluciona porque así despiertas aún más desconfianza. Al hablar en público lo mejor es concordar con quien nos vaya a escuchar y si trabajas tras un escritorio trata de sentarte correctamente y dejar libre el espacio visual hasta la otra persona (sin distracciones entenderá mejor tu mensaje). Lo más importante al tratar de interpretar la Kinesia es verificarla con lo que dice nuestro interlocutor, una visión global siempre ayuda más a analizar si es tremendamente sincero o te está clavando una trola del calibre 86…

• Enlaces:
Comunicación no verbal ¿Qué es la Kinesia?
Post anterior sobre la Kinesia
Exposición y gestos, hablar en publico
La importancia de los gestos
Consejos para una Conversación
Técnicas para hablar en Público y poder controlar los nervios
Movimientos casi imposibles de manos
Malos gestos en la Mesa
Habla con correción, evita tacos y expresiones soeces
Para saber qué decir en cada momento
Hablar por teléfono
Conversaciones con Privacidad
Crear temas de conversación
La gesticulación de Super Lopez!!
Estimulación Cognitiva en TerapiaOcupacional.com
No Confundir, porque no es lo mismo decir…

PD: No suelo anunciar los próximos post pero esta vez a petición de Aliara habrá sorpresitas para el Messenger!!